Sign a Pledge

Compromiso Logrado por la Alianza de las Religiones por la Niñez y la Juventud

JULIO 13 Y 14 DE 2016

Como Mujeres y Hombres de Fe en coherencia con nuestros principios y creencias nos comprometemos a favor de la Niñez y la Juventud a promover las siguientes acciones de prevención, protección y cuidado:

Ayudar con disponibilidad de Corazón a que la sociedad y comunidades religiosas reconozcan una real y legítima participación de niñas, niñas, adolescentes y jóvenes en la reconstrucción de la Paz, ubicándolos como sujetos de derechos con la capacidad de expresar sus opiniones y decisiones con todos los escenarios que les competen en temas de verdad, justicia, perdón y reconciliación

Aprender con humildad a escuchar a los niños, niñas y jóvenes en sus necesidades y también en sus aportes para superar todo tipo de daño a su integridad y promover juntos buenas prácticas de convivencia, de prevención y educación para una cultura del respeto y el sano crecimiento.

Promover con decisión una reflexión constante sobre las causas por las que muchas personas aún consideran la violencia como una forma válida de crianza y de educación y en particular hacer campañas de formación para visibilizar que el castigo físico, humillante y degradante hacia los niños y niñas representa una forma inaceptable de vulneración de derechos en la cotidianidad.

Difundir al interior de nuestras comunidades religiosas información y herramientas pedagógicas que permitan a las familias establecer un mejor vínculo y comunicaciones con sus hijos e hijas, así como establecer límites y normas de manera positiva y sin violencia hacia una crianza y una educación que permitan la construcción de autonomía, la formación de seres humanos con criterio y con capacidad de respetar la diferencia.

Asumir con valentía un rol proactivo en nuestras comunidades y grupos religiosos en la prevención de la explotación sexual de niñas, niños y adolescentes y sus causas estructurales; esto incluye la transformación de imaginarios sociales y culturales que justifican estas prácticas criminales. Esto nos debe llevar a estar atentos a la detección de potenciales casos y su respectiva denuncia y seguimiento ante las autoridades competentes.

Implementar con diligencia programas en la educación formar y no formal sobre valores y construcción de paz donde la niñez y juventud sean protagonistas y su rol se vea reflejado en tareas que promuevan un ambiente que permita soñar y vivir una vida libre de violencia y explotación.

Estimular con sabiduría el estudio conjunto de nuestros Libros Sagrados y Doctrinas en aquellos aspectos que nos son comunes para la protección y cuidado de los niños, niñas y jóvenes, suscitando encuentros constantes y acciones conjuntas de incidencia pública y política.

Trabajar oportunamente como Alianza Interreligiosa a favor de la niñez y la juventud en asocio con las entidades gubernamentales, organismos de cooperación y organizaciones sociales para asumir un esfuerzo conjunto en red de prevención, rutas de acceso, veeduría y acompañamiento a iniciativas que permitan erradicar toda forma de explotación sexual, trata de personas y otros tipos de violencia.

Disponer fraternalmente nuestra red de contactos, recursos, talento humano y estructuras a nuestro alcance para aportar a la Alianza Interreligiosa a favor de la niñez y la juventud con el fin de adelantar acciones coordinadas de prevención, acompañamiento y acción.

Participar en un mismo espíritu de una jornada anual pública de oración y acción por el bienestar de la niñez y la juventud.

* Required fields